Portagonista de la semana: Proyecto APANOT

Portagonista de la semana: Proyecto APANOT
Refugio APANOT Tenerife

sábado, 8 de junio de 2013

BROTHER LOUIS, un abuelo con muchas ganas de vivir

BROTHER LOUIS llegó en agosto de 2011 a Apanot es un estado de desnutrición e inanición bastante crítico. Con una edad avanzada, mostraba heridas en la piel y grandísimos callos, seguramente, debidos a estar encerrado durante mucho tiempo sin apenas espacio para moverse.

Agosto de 2011, el estado de BROTHER era dantesco.
Sin saber si recuperaría, Apanot se encargó de proporcionarle una buena alimentación, curas y revisiones veterinarias periódicas, pero sobre todo mucho amor y cariño. En febrero, una pareja de nuevos voluntarios, se enamoraron perdidamente de él. Tras varios fines de semana de prueba en su casa y una gran aceptación por parte de su "hermanito" Fede, BROTHER (ya entrando en confianza), se fue con Jose Luis y Naty a Tacoronte a modo de acogida, con bastantes posibilidades de ser adoptado.

 

En abril de 2012, dábamos la feliz noticia y definitiva, ¡¡BROTHER había sido adoptado!!. Su familia no paraba de contarnos los grande avances de nuestro peludo, las ganas de vivir y el afán de superación diario del abuelete.
BROTHER ayudando a sus antiguos
compañeros adquiriendo el libro "FLUSH"


En diciembre de 2012, BROTHER fue poco a poco retrocediendo y tantos años de sufrimiento, comenzaban a dejarse ver. Su familia lo dio todo, jamás se separaron de él, acompañándolo hasta el último de sus suspiros. Se fue... tranquilo, como si estuviera dormido.

"Ya no volveremos a disfrutar de tu dulce mirada, de tu forma tan simpática de caminar, de tus ansias al comer y al pasear como si fueses consciente de que se te escapaba la vida y querías aprovechar tus fuerzas hasta el último segundo. Pero últimamente ya no podías disfrutar ni de eso, de tus largos paseos en tardes tacoronteras, por carreteras y caminos de tierra, entre viñedos, como disfrutamos juntos, ¿verdad? Fuiste tan especial que tu mirada me transmitía paz y sosiego, sobre todo cuando echado en tu caseta me mirabas y disfrutabas mientras te acariciaba el morrito, te gustaba tanto que apretabas tu cabecita contra mi mano. Solo me queda darte las gracias por regalarnos unos meses maravillosos, aunque fueran tan pocos. Por cambiarnos el concepto de lo que es tener un amigo ya mayorcete, un abuelete como fuiste para mí..."


Una vez más un abuelete que disfrutó de su último periodo de vida en compañía, con una familia, rodeado de amor, de cariño y de paz. Porque la campaña "NINGÚN ABUELO SIN HOGAR" sirva para concienciar y aprender que el amor no tiene precio, pero tampoco tiene edad.
D.E.P BROTHER
 
Si no crees en el amor a primera vista es que nunca te has enamorado