STANISLAO

STANISLAO
Refugio APANOT Tenerife

lunes, 7 de julio de 2014

Bienvenida MADONA


MADONA muestra dificultad al caminar
"MADONA". NO TIENE PADRINOS.

El Refugio APANOT sigue luchando por seguir con su labor y por eso nos hemos plantado, hasta que el Ayuntamiento y el Cabildo nos den una solución, no recogeremos perros.

Para los que aún no se hayan percatado ya han empezado los entrenamientos y la cacería. Un años más podemos ver cada fin de semana los montes llenos de furgonetas con cajones repletos de podencos hacinados al sol y la otra cara de la moneda, decenas de perros en las cunetas o en el centro de la carretera intentando esquivar los coches, buscando comida en contenedores, apaleados como veíamos que denunciaban unas compañeras de otra organización hace tan sólo unos días.








Esta semana le tocó a APANOT. MADONA es una podenca con la mirada perdida y muerta de miedo, pero esa no es la novedad. Esta podenquita chocolate fue tirada por encima de la reja en un momento que el personal no se encontraba en las instalaciones. Desnutrida, asustada y lo peor, muestra dos fracturas antiguas en ambas patas delanteras que se han soldado mal y le impiden caminar de manera normal. 

MADONA es una podenca que no servía para cazar debido a sus lesione,s por lo que suponemos que quizá la mantenían con vida para hacerla criar y criar, y así poder asegurarse más temporadas victoriosas. Entre ira, rabia y pena, hoy le damos la bienvenida a esta luchadora a la que podemos decirle que le ha tocado la lotería.

¡Bienvenida MADONA!

En breve, más información sobre ella.