Portagonista de la semana: Proyecto APANOT

Portagonista de la semana: Proyecto APANOT
Refugio APANOT Tenerife

miércoles, 1 de abril de 2015

Descansa ya, pequeño JINQUI

"JINQUI", amadrinado por Paquita

Este mes iba a hacer un año de que JINQUI llegara a APANOT, lo hizo con Vinqui, su compañero de fatigas y con el que fue abandonado en la puerta del refugio. Eran los dos uña y carne, inseparables, se defendían el uno al otro.
JINQUI, a los pocos días de su llegada al refugio



El más chiquitito y débil de los dos, el tricolor JINQUI tuvo en principio menos suerte, su compañero fue adoptado y tal fue el estado en el que quedó que hubo que pedir una acogida o adopción urgente para él. Y así que en octubre de 2014 fue adoptado por una señora italiana que vivía en el sur de la Isla. Por fin se hacía realidad nuestro sueño, conseguir que el pequeño JINQUI tuviera un hogar.



Sin embargo, la alegría no duró mucho, la adopción fue fallida y, tras un corto paso por una casa de acogida, volvió al refugio en diciembre. Este momento fue un punto de inflexión en la salud de JINQUI, comenzó a hincharse y a tener problemas. Las continuas visitas al veterinario no lograron corregir su salud, y poco a poco fue a peor, su pequeño corazón no funcionaba correctamente y ello terminó pasándole una factura definitiva.

Ya enfermo, cuidado por el veterinario
Pues sí, ya el domingo se quedó ingresado, y no fue capaz de aguantar más tiempo, desde el lunes forma parte de la constelación de estrellas de peludos apanoteros. La vida es para algunos infinitamente injusta y nos queda la inmensa pena de no llegar a conseguir un hogar definitivo para él, que con ello cambiara su estado de ánimo y su salud, quizás entonces estaría ahora tumbado plácidamente en alguna camita, o subido a una cama, o en los brazos de alguien mientras éste se toma el café del desayuno.

Nos acordaremos mucho de ti, descansa ya, pequeño JINQUI.